CxC Connectivity by Convergia
CxC Connectivity by Convergia

Soluciones Smart Water para obtener mejillones y salmón de la mejor calidad en Nueva Zelanda 

Share

Desde que la acuicultura despegó en Nueva Zelanda en la década de 1980, su desarrollo se ha ido fortaleciendo. Los principales productos son los mejillones de concha verde, las ostras del Pacífico y el salmón rey. La industria exporta a 81 países con ventas anuales de alrededor de $ 500 millones. Las granjas acuícolas de Nueva Zelanda se enorgullecen de ser una de las formas más eficientes y sostenibles de producción de alimentos del planeta.

 

Adroit, distribuidor de la tecnología de agua inteligente de Libelium en Nueva Zelanda, ayuda a los productores en el camino de la mejora continua de la eficiencia y la sostenibilidad, para lograr una A+, en el programa de estándares de acuicultura sostenible líder en el mundo. Dos de los proyectos más recientes de Adroit están ayudando a los productores de salmón y mejillón a cumplir con estos estándares de sostenibilidad, calidad y eficiencia.

EL PRIMER DESAFÍO

Los avisos de veda están dados por datos tomados en la costa, no en alta mar, donde la calidad del agua para la recolección de mejillón aún se cumple.

LA SOLUCIÓN

Smart Water Xtreme

 

Los operadores de granjas de mejillones necesitan constantemente probar la calidad del agua y tomar muestras de sus productos. Esto es para cumplir con los requisitos de cumplimiento de los estándares de cosecha establecidos por el Ministerio de Industrias Primarias. Estas normas establecen un nivel mínimo de salinidad para todas las cosechas.

 

Para aumentar los tiempos de cosecha y mantener grandes cosechas de mejillones, la granja Westpac Mussels de Nueva Zelanda está utilizando una nueva boya flotante diseñada por Adroit. La boya cuenta con la placa Libelium Smart Water y sensores que monitorean la salinidad del agua en tiempo real.

 

Los periodos lluviosos del clima en los alrededores de la finca afectan la salinidad del mar. Cuando llueve mucho, la escorrentía llega al océano y, finalmente, a la granja acuícola. Dado que los mejillones se alimentan por filtración (pueden filtrar unos 20 litros de agua por hora), absorben todo lo que hay en el agua. Salinidad incluida. Cuando esta alcanza el nivel máximo establecido por el Ministerio de Industrias Primarias (MPI), los agricultores deben dejar de cosechar inmediatamente, ya que los mejillones ya no son aptos para el consumo humano.

Actualmente, los agricultores confían en los pluviómetros para advertirles sobre posibles problemas con el nivel de salinidad. Sin embargo, estos medidores se instalan en tierra firme, a veces hasta 50 kilómetros de distancia de la granja. Así, si los niveles de salinidad de la escorrentía son altos en la zona donde se ubican los pluviómetros, puede significar el cierre del parque, ubicado en alta mar, hasta por 5 días. Esta es una gran pérdida de tiempo de cosecha y de ganancias potenciales porque la salinidad aún no ha cambiado en la granja (los cambios de agua tardan unos días en llegar a las profundidades del mar dependiendo de las mareas). Durante este tiempo, el mejillón todavía es apto para el consumo y se puede recolectar.

 

Por lo tanto, Westpac Mussels buscó mejorar tanto la velocidad como la precisión de la recopilación de información meteorológica y datos de salinidad, para evitar cierres innecesarios de granjas.

 

Demandas tecnológicas de los productores de mejillón

 

Con todo esto en mente, Adroit diseñó una boya que cumplió con los requisitos clave de la granja:

 

  • Datos de salinidad en tiempo real, precisos y confiables, visibles a través de un navegador web y una aplicación móvil
  • Datos de alerta para notificar a las granjas cuando la salinidad cae por debajo de los niveles regulados
  • La posibilidad de que MPI recopile datos a través de API para satisfacer los requisitos de informes
  • Una solución industrial robusta capaz de soportar las condiciones marinas
  • Se requiere menos mantenimiento para el antiincrustante general y la limpieza y calibración del sensor
  • Teniendo en cuenta que las granjas suelen estar ubicadas en áreas en gran parte remotas, la conectividad de la red puede ser un desafío.

 

La solución de monitoreo Adroit Data Buoy es una boya de monitoreo en tiempo real con una placa Libelium Smart Water en su interior. Gracias a la versatilidad de la solución Smart Water de Libelium, Adroit puede integrar sensores in situ para medir la temperatura, la conductividad y la salinidad. Cada boya tiene una placa Libelium que transfiere datos a través de la red Spark Cat-M1 (la conocida y esperada conectividad NB-IoT) a la plataforma Adroit. Westpac Mussels puede acceder a esta plataforma a través de un navegador web o una aplicación móvil y crear paneles, informes y alertas por correo electrónico personalizables.

Los datos se pueden exportar a través de un archivo CSV o API dentro de las aplicaciones comerciales existentes. Es a través de esta API que los niveles de salinidad en el sitio de la granja se comunican al MPI para continuar con la cosecha, aunque en el continente, los pluviómetros pueden advertir sobre una alta salinidad.

 

El resultado es una solución continua y altamente flexible para futuros cambios y crecimiento de la granja de mejillones.

EL SEGUNDO DESAFÍO

En el momento de la alimentación, la salinidad del agua desciende considerablemente y puede afectar a la calidad del Salmón Rey.

LA SOLUCIÓN

Smart Water Xtreme

 

Algo similar sucede con el salmón. El cultivo de salmón es un activo importante de la economía de Nueva Zelanda y está fuertemente regulado y protegido, por lo que cualquier innovación aplicada a su cultivo es bienvenida, pero también supervisada de cerca. El cultivo comenzó a finales de los años 80 y hoy en día Nueva Zelanda produce el 75 % del salmón rey del mundo (también conocido como salmón Chinook). Sin embargo, esto es pequeño a escala mundial, ya que representa menos del 1% del suministro mundial de salmón.

 

New Zealand King Salmon es el productor líder mundial con más de 30 años de experiencia en el cultivo y procesamiento de esta raza única de salmón. Esta súper especialización les ha llevado a ser líderes mundiales en el mercado del King Salmon. en esta granja cuidan salmones durante todo su ciclo de vida en más de 61.000 hectáreas de mar en Marlborough Sounds. Esto es para cumplir con los altos estándares de la industria alimentaria de Nueva Zelanda.

El salmón real requiere una dieta única para una salud y un crecimiento óptimos. Los principales componentes del alimento son grasas complejas, proteínas de calidad, carbohidratos, vitaminas y minerales esenciales. Las cámaras subacuáticas en las granjas de salmón rey de Nueva Zelanda monitorean de cerca el apetito y la actividad durante cada comida.

 

Además de controlar los componentes del alimento y el apetito, es importante mantener estable la salinidad del agua dentro de los parámetros cuando se alimenta al salmón.

 

SISTEMA INTELIGENTE DE CONTROL DE LA CALIDAD DEL AGUA DE ADROIT PARA ACUICULTORES DE NUEVA ZELANDA

Para ello, Adroit instaló un avanzado sistema de control de la calidad del agua que le permite a este productor de salmón tener un panorama completo de todo lo que sucede en sus granjas, en tiempo real. Para esta solución, diseñada específicamente para satisfacer las necesidades de King Salmon, Adroit utilizó los sensores de salinidad y oxígeno disuelto de Aqualabo de la solución Smart Water Xtreme de Libelium. Los sensores se colocan a dos profundidades, 25 y 50 metros de profundidad. Esto permite una mejor comprensión del entorno en el que se mueve el salmón.

 

En el momento de la alimentación, la salinidad del agua desciende considerablemente. El equipo de King Salmon recibe una alarma en determinados niveles, ya que esta bajada podría suponer una merma en la calidad del pescado.

 

Estas alertas viajan desde el sensor Libelium hasta el salpicadero diseñado por Adroit a través de la conectividad Cat-M de Vodafone.

rogelio_melo
Author: rogelio_melo